Poco a poco, modelo a modelo, Hinckley va llenando su cada vez más nutrida gama de motos. La Triumph Speed Twin es la última en llegar, pero es un modelo que estaba prácticamente cantado que iba a llegar a sus concesionarios.

Tomando la estética de la saga Bonneville y las prestaciones y actitud de la Thruxton, la nueva Speed Twin es el nuevo referente entre las motos naked británicas de aspecto clásico. Una moto que será tan disfrutable contemplándola en parado que rodando en carreteras de curvas.

Después de habernos sorprendido a todos con las nuevas Triumph Scrambler 1200, el cambio de actitud en la firma inglesa se apuntala con la llegada de esta nueva Speed Twin.

Desvelada en París anoche, la nueva Triumph Speed Twin recupera un nombre nacido en 1938 para ofrecer una propuesta inédita. La estética clásica sigue presente como no podría ser de otra manera y se convierte como en una especie de moto híbrida entre los rasgos diferenciadores y cómodos de una Bonneville pero aderezada con la deportividad de una Thruxton.

Nombre:  2019-Triumph-Speed-Twin-First-Look-retro-sport-motorcycle-8.jpg
Visitas: 1
Tamaño: 341.8 KB

El estilo contemporáneo de las Street Twin se plasma en este modelo con carácter. Depósito clásico, asiento plano a 807 mm de altura, doble escape y combinaciones de colores marca de la casa crean un conjunto de innegable sabor old school pero con detalles modernos.

El motor utilizado para la Triumph Speed Twin es el bicilíndrico en paralelo de 1.200 centímetros cúbicos con especificaciones HP (High Power, como en la Thruxton R) que ofrece una potencia máxima de 97 CV y un par motor de 112 Nm con más estirada que las Bonneville T120.

A nivel de parte ciclo el chasis se ha desarrollado tomando también el de la Thruxton R como punto de partida pero adoptando una ergonomía más parecida a la de las Bonneville, con un manillar ancho, un asiento plano y las estriberas colocadas en una posición más razonable.


Las suspensiones son convencionales con una horquilla telescópica en el tren delantero, doble amortiguador en el trasero con basculante de aluminio, las llantas de serie son de aleación de seis radios y los frenos cuentan con discos de 305 mm con pinzas Brembo axiales de cuatro pistones. Todo material de calidad.

El resultado es una moto que apunta maneras, con mucha actitud y el inconfundible estilo de diseño de Triumph. Además, por el camino la Triumph Speed Twin ha perdido 10 kg con respecto a las Thruxton R, parando la báscula en 196 kg en seco.


A nivel tecnológico la Triumph Speed Twin no destaca tanto como las Scrambler y su cuadro de mandos digital. Incorpora un cuadro de doble esfera de aspecto más tradicional pero que esconde acelerador electrónico, modos de conducción (Rain, Road y Sport), ABS, control de tracción, embrague anti-rebote y control de presión de los neumáticos.