Cuando el 17 de agosto el presidente Maduro anunció su conjunto de medidas de ajuste, uno de los puntos centrales de estas era darles credibilidad por la vía de eliminar la emisión monetaria descontrolada, o lo que se ha venido a llamar la creación de la nada de dinero electrónico sin respaldo, que es la causante principal de lo que hoy por hoy es la hiperinflación más grave que se recuerde en la historia de Latinoamérica.

Nombre:  788595-406-304.jpg
Visitas: 27
Tamaño: 12.2 KB


Nadie esperaba que la emisión monetaria se parara de la noche a la mañana cortando la hiperinflación por la raíz. Eso hubiera sucedido si se hubiera tomado la decisión de dolarizar la economía como hizo Ecuador en el año 2000, pero ciertamente las condiciones políticas para una dolarización no parecen existir. Lo que sí se esperaba es ver de inmediato, semana a semana, cómo el ritmo de aumento de la liquidez venia disminuyendo en la medida que un programa de reforma se implementaba. Lamentablemente, está sucediendo toto lo contrario.

Cuando Maduro asevera, como hizo en cadena la semana pasada, que “hemos eliminado la emisión de dinero”, se ve claramente que sus asesores, en particular el presidente del BCV, no le están proporcionando la información correcta. De hecho, ha sucedido todo lo contrario: la emisión de dinero ha aumentado de manera significativa desde el anuncio. El aumento de liquidez mensual, ya en la escandalosa cifra del 67 % para la semana del 17 de agosto, aumentó al 115 % para el cierre de la semana que terminó el 22 de septiembre.